Home » Europa » Francia » Visitar Rouen (Alta Normandía, Francia)

Visitar Rouen (Alta Normandía, Francia)

Hace escasos días hemos tenido la oportunidad de visitar Normandía. Ha sido una breve ruta en coche desde Barcelona, pero nos ha permitido conocer un poco esta preciosa región de Francia, que destaca por sus lugares históricos, sus encantadoras ciudades, sus paisajes verdes, sus coquetos pueblos, sus costas, su gastronomía… en fin; una zona para no perdérsela. Normandía da para mucho, así que en este post nos centraremos en Rouen.

Calles de Rouen (Alta Normandía, Francia)

Datos sobre Rouen

Rouen es una pequeña ciudad (108.000 hab.) situada a unos 135km al noroeste de París. Desde que en 1956 la región de Normandía se dividió administrativamente en Alta Normandía y Baja Normandía, Rouen pasó a ser capital de la primera. Mucho antes, en la Edad Media, ya había sido capital del Ducado de Normandía. Entre algunos de los episodios más importantes de su historia destacan el juicio y muerte de Juana de Arco (1431) o los bombardeos aliados durante la II Guerra Mundial. Pese a ser una ciudad pequeña, ha visto nacer a un gran número de personajes ilustres, como Géricault (pintor de la famosa “Balsa de la Medusa”), Flaubert (escritor de “Madame Bovary”), Maurice LeBlanc (creador del personaje “Lupin”), Jacques Rivette (famoso cineasta de la Nouvelle Vague), el futbolista David Trezeguet o el actual presidente de Francia, François Hollande. Aunque está alejada del mar (a unos 80km), el Sena ha permitido que su puerto se convirtiera en uno de los 5 más importantes de Francia. El río, los larguísimos puentes y sus decenas de campanarios (Monet la bautizó como “ciudad de los Cien Campanarios”) conforman la silueta de Rouen.

Catedral Notre Dame de Rouen (Alta Normandía, Francia)

Qué ver en Rouen

Si no disponéis de mucho tiempo en vuestro viaje, recomendamos dedicar al menos una mañana para visitar Rouen. Sus principales atractivos se encuentran bastante cerca unos de otros, concentrados en el casco antiguo. El punto de partida clásico de una ruta por Rouen es la Catedral de Notre-Dame de Rouen, construida hacia el 1200 en estilo gótico. Al contemplar las dos torres de su fachada principal uno entiende por qué Monet la retrató en tantas ocasiones. El interior (acceso gratuito) es impactante por sus dimensiones y su elemento más bello es la escalera gótica de piedra. Como curiosidad, alberga el “corazón” del famoso Rey Ricardo I, “Corazón de León”. Al este de la Catedral  (a escasos 300 metros) no hay que perderse la preciosa fachada de la Iglesia de Saint-Maclou, rodeada por pintorescas casitas con entramado de madera. Y a 300 metros más, en dirección norte, encontramos otro lugar imprescindible, a menudo confundido con la catedral por sus imponentes dimensiones: la Abadía Saint-Ouen. Construida entre los siglos XIV y XVI, destaca por ser un bello ejemplo de gótico flamígero (estilo que predomina en estos tres edificios religiosos) y por su órgano, de 1890. Podéis tener una buena perspectiva del exterior desde el inmediato Jardin de l’Hôtel-de-Ville.

Catedral Notre Dame de Rouen (Alta Normandía, Francia)Iglesia Saint Maclou de Rouen (Alta Normandía, Francia)

El resto de atracciones importantes las encontraremos al oeste de la Catedral. Justo frente a la puerta se halla la Oficina de Turismo, ubicada en un histórico edificio renacentista, antigua Oficina de Finanzas. Desde la Plaza de la Catedral podemos caminar hacia el Gros Horloge por la Rue que lleva su nombre. La calle, con la catedral de fondo, es de las más transitadas por turistas y una de las más pintorescas del centro. El Gros Horloge es, literalmente, un Reloj Grande. Situado en una atalaya gótica, este reloj de 1389 es todo un símbolo de la ciudad que se mantuvo en funcionamiento hasta 1928. Desde allí podéis virar al norte para contemplar el gigantesco Palacio de Justicia, el edificio gótico civil más grande de Francia, construido en el s.XVI. La visita básica terminaría siguiendo hacia el oeste, en la Place du Vieux Marché, una de las plazas más originales que hayamos visto. Allí fue donde quemaron a Juana de Arco y en su honor se han construido un monumento y la moderna Iglesia de Sainte-Jeanne-d’Arc, situados en el mismo centro de la plaza. Además de estar rodeada por preciosas casitas con entramado de madera, la Plaza también alberga un mercado varios días a la semana. Y por si fuera poco, en el nº33 podemos encontrar el Museo de Juana de Arco. Estaba cerrado el martes que intentamos visitarlo, así que no podemos dar referencias.

Gros Horloge de Rouen (Alta Normandía, Francia)Place du Vieux Marché de Rouen (Alta Normandía, Francia) Palacio Justicia de Rouen (Alta Normandía, Francia)

Qué ver cerca de Rouen

Además de visitar Rouen, tuvimos tiempo de ver algunos lugares muy interesantes en los alrededores. Hablaremos de ellos con más detalle, pero os dejamos aquí una breve mención de los que pudimos conocer. En primer lugar os recomendamos la Ruta de las Abadías normandas, que comienza en la propia Rouen y serpentea junto al Sena para llegar prácticamente al mar. Es una carretera que transcurre entre prados verdes llenos de vacas y pequeños pueblos, donde podemos visitar varias abadías. La más conocida, y la que podemos recomendar, es la Abadía de Jumièges. El trayecto y las ruinas de esta antigua abadía merecen la pena, aunque la entrada es algo cara (6€ adultos).

Abadía de Jumièges (Alta Normandía, Francia)

Siguiendo hacia el mar, en la desembocadura del Sena, podemos visitar Le Havre, cuyo centro es Patrimonio de la Humanidad. Sinceramente, esperábamos bastante más de esta importante ciudad portuaria. Quizá no supimos ver el encanto o hicimos una visita demasiado precipitada, pero no puedo decir que nos enamorara. Le Havre fue duramente castigada durante los bombardeos de la II Guerra Mundial y su reconstrucción fue premiada por la UNESCO, considerando que se trató de un “ejemplo excepcional de la arquitectura del urbanismo posterior a la guerra”. Lo que sí nos encantó fueron los acantilados de Étretat, con caprichosas formaciones rocosas en el mar como el “Ojo de la Aguja” retratado por Monet. Finalmente, entre los lugares que no pudimos ver por falta de tiempo, hemos escuchado muy buenas críticas de la Casa de Monet en Giverny y Fécamp, donde continúan los acantilados que vimos en Étretat.

Acantilados de Étretat (Alta Normandía, Francia)

Información práctica para visitar Rouen

*Desde Barcelona tardamos unas 12h por carretera.

Alojamiento en Rouen

En esta ocasión reservamos nuestro hotel a través de la web de HostelWorld. El alojamiento que escogimos fue el Alba Hotel, con habitaciones dobles desde 55€ y triples a 71€. Su ubicación a pocos metros del Sena y menos de 5 minutos andando a la catedral, es inmejorable y es su principal baza. El personal es correcto, el desayuno no está incluido y dispone de WiFi gratis en las habitaciones. En los alrededores abundan las zonas de aparcamiento de pago (de 09 a 19h), aunque puede resultar complicado encontrar sitio. A las habitaciones sólo se accede por escaleras y son algo justitas de tamaño (al menos la triple), pero tienen todo lo necesario y las camas son cómodas. Nosotros lo recomendaríamos en general, y los usuarios de HostelWorld le dan un 81%.

Fotos: (1) Calles de Rouen (2 y 3) Catedral de Notre-Dame de Rouen (4) Iglesia Saint-Maclou (5) Gros Horloge (6) Iglesia de Juana de Arco en la Place du Vieux Marché (7) Palacio de Justicia (8) Abadía de Jumièges (9) Ojo de la Aguja, Acantilados de Étretat. Autoría: Lupe/Los apuntes del viajero.

10 comments

  1. Vaya calles!!! Reconozco que mi mente ha viajado por estos paisajes desde el salón de mi casa!
    Saludos

  2. No es Rouen tan pequeña………aunque no es Paris.

    • Ciertamente Alberto… más que ser una ciudad pequeña, creo que es pequeña la zona turística… todo está muy cerca para ir andando. Luego la ciudad se extiende por todas partes (podemos dar fe porque tuvimos que ir a buscar aceite para el coche a un polígono industrial muy lejos del centro), pero digamos que para el turista todo queda a mano. Un saludo!

  3. Hola chicos, reconozco que hoy día lo único que me hace feliz son los viajes, bien , este viaje de Normandía me lo hice con unas amigas , y ciertamente es de los que nunca olvidare, Ruen , Caen , Mont sant Michael , y todas las abadías que a lo largo de nuestro caminó fuimos viendo es una pasada ! Son muchos quilómetros pero vale la pena , todos aquellos pueblecitos a lo largo de nuestro recorrido, y aquellos bosques y prados tan frondosos, con aquella vegetación , lo dicho ,no me importaría repetirlo , una pasada!!!!!! Si tenéis ocasión no lo perdáis, por favor.

  4. Francia es la más cercana comparación de lo que significa el amor, es un pleno de bellezas y originalidades. Caminar por Paris, visitar los pueblos de Normandia y saborear sus vinos y sus comidas, no tienen comparación. No se hablar francés pero me encantaría decir FABULOSO en Frances. Lo visitare en Junio, si Dios no se opone

  5. Hola, estoy organizando mi viaje para octubre a Europa, y me quedo varios días en Paris, me encantaria dedicarle un dia la ruta de normandia, quisiera saber como llegan hasta ahi desde Paris, si alguien me podria ayudar. Muchas Gracias

    Natalia(Argentina)

    • Hola Natalia! La verdad es que Normandía queda un poco lejos para ir por libre en un día. Sobre todo porque hay muchos lugares de Normandía separados entre sí para los que te convendría tener un coche de alquiler. Si dependes del transporte público es una misión complicada o, en todo caso, tu viaje será agotador y bastante limitado. Otra opción es contratar algún tour, pero desconozco si hay en castellano y creo que salen bastante caros. Si finalmente vas en transporte público, quizá optaría por visitar el Mont Saint Michel, que es lo más espectacular, y no ir a la zona de las playas del desembarco, Rouen, etc. Saludos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *