10 lugares que ver en Marsella

Marsella, la segunda ciudad más poblada de Francia, es un destino clásico para visitar en un día de crucero o en un tour por la Provenza. Su puerto, el más importante de la Costa Azul, fue testigo de la expansión colonial de Francia y, más tarde, de la masiva llegada de inmigrantes procedentes de Italia, Grecia, Turquía, el norte de África, etc. El resultado, hoy en día, es una ciudad cosmopolita y multiétnica que ofrece una interesante variedad de atractivos turísticos.

Qué ver en Marsella

Consulta todos nuestros posts sobre la Provenza

Breve historia de Marsella

La fundación de Marsella se sitúa en torno al 600 a. C., cuando griegos de Focea establecieron allí un emporion llamado Masalia. Este enclave comercial evolucionó hasta convertirse en una polis y siguió siendo muy relevante en época romana bajo el nombre de Massilia. Durante la Edad Media, la ciudad pasó por manos de godos, visigodos, árabes, etc. antes de unirse a la Provenza (1481) y anexionarse al Reino de Francia (1482).

Vistas de Marsella desde el Palais du Pharo

En 1720, la ciudad vivió la Gran Peste de Marsella, que se llevó la vida de un tercio de sus 90.000 habitantes. En 1792, Marsella abrazó con entusiasmo la Revolución Francesa y sus voluntarios hicieron célebre el cántico que más tarde se convertiría en himno del país: La Marsellesa. Durante los siglos XIX y XX, su «puerto imperial» contribuyó decisivamente en la colonización de África. El mismo puerto viviría décadas más tarde las diferentes oleadas de inmigración que hoy dibujan su realidad multicultural.

Qué ver en Marsella

A continuación os presentamos algunos de los lugares más interesantes que ver en Marsella en un día o (preferiblemente) en dos días. La ciudad es extensa y hay que tener ganas de caminar (o uno bono de transporte) para visitar todos los lugares con calma. Si no andáis sobrados de tiempo, tendréis que priorizar los sitios que se ubican en las cercanías del Vieux Port, que es el lugar más atractivo para los turistas. Una buena idea para no perderse lo imprescindible es apuntarse al famoso free tour en castellano de Marsella.

Catedral de Marsella

Ubicada en pleno frente marítimo, a media distancia entre el puerto de cruceros y el Vieux Port, la catedral de Santa María la Mayor destaca sobre cualquier otro edificio de Marsella. «La Mayor» fue construida entre 1852 y 1893 siguiendo los diseños de Léon Vaudoyer, quien recibió el encargo de reemplazar la antigua catedral románica. Los restos de la «Vieja Mayor», convertida hoy en iglesia parroquial, descansan junto a la nueva catedral, dentro del mismo recinto.

Catedral de Marsella - Lugares imprescindibles

Con una altura que alcanza los 70 m y una longitud de 142 m, el imponente edificio llama la atención por sus dimensiones y por el uso cúpulas en las torres, por la decoración de las balaustradas y por la mezcla de piedra verde y mármol blanco en la fachada. Su estilo, que se podría catalogar como neobizantino, yuxtapone también elementos del románico y el gótico. No hay que perderse el pórtico, así como las arcadas bizantinas, las estatuas y los magníficos mosaicos del interior.

Interior de la Catedral de Marsella

La entrada a la catedral es gratuita.
Reserva aquí un free tour guiado en español por Marsella, que pasa por la mayoría de sitios mencionados en este artículo.

Barrio de Le Panier

Situado junto a la catedral y el Puerto Viejo, Le Panier es el barrio más antiguo de Marsella. Sus orígenes se remontan a la fundación de la ciudad, cuando los primeros habitantes se asentaron sobre las tres colinas por las que hoy se distribuyen sus empinadas y laberínticas calles. Le Panier, que recibe su nombre de la antigua posada Le Logis du Panier, ha sido tradicionalmente un barrio pobre y marginado, pero en la actualidad vive una clara transformación hacia un barrio turístico y bohemio. Si os gustan los grafitis artísticos, en sus calles encontraréis un buen número de ellos.

Barrio de Le Panier - Qué ver en Marsella

Además de dar un paseo por sus pintorescas calles y plazas, os recomendamos que os adentréis en el recinto de La Vieille Charité. La construcción de este complejo se inició en 1640, para cumplir con el decreto real sobre «el encierro de los pobres y de los mendigos», y se completó en 1745. La Vieille Charité se convirtió más tarde en hospicio y refugio militar. Durante el siglo XX, el conjunto fue recuperado del abandono y hoy es un centro cultural que alberga varios museos, talleres, cine, restaurante, etc.

La Vieille Charité - Qué ver en Marsella

El acceso al recinto es gratuito. Exposiciones permanentes: 6€. Más info y horarios aquí.

Mucem

Marsella tiene varios museos interesantes, pero ninguno tan popular como el Mucem (Museo de las civilizaciones de Europa y del Mediterráneo). Inaugurado en 2013, año en que la ciudad fue Capital Europea de la Cultura, el Mucem propone un recorrido por la región mediterránea a través de los siglos. Su sede principal, el J4, es un enorme prisma rectangular diseñado por Rudy Ricciotti. La exposición permanente mezcla historia, antropología, arte, ciencia, etc.

Mucem - Museos que ver en Marsella

Ticket general: 11€ (menores gratis). Abierto de 10 a 20 h en temporada alta. Cerrado: martes, 1 de mayo y 25 de dic.
Compra con antelación tu entrada sin colas al MUCEM

Fort Saint-Jean

Unido al J4 por una pasarela (ya que forma parte del Mucem), el Fort Sain-Jean domina la entrada al Vieux Port de Marsella desde 1671. En el s. XII, no obstante, ya existía en el espolón una comandancia de la Orden Militar de los Caballeros Hospitalarios de San Juan (de la que recibió su nombre) y aún sobreviven algunas partes de ese periodo. La construcción del fuerte en torno a la Torre del faro (de 1644), fue idea del rey Luis XIV, no tanto para proteger la ciudad, sino para amenazar a los rebeldes marselleses y reafirmar su autoridad.

Fort Saint-Jean - Qué ver en Marsella

Acceso desde el Mucem, a través de una pasarela. Ambos lugares se visitan con la misma entrada.

Vieux Port

Uno de los principales lugares que hay que ver en Marsella es el Vieux Port. El Puerto Viejo es el lugar fundacional de Marsella, el sitio al que llegaron los primeros colonos griegos en el siglo VII a. C. Hasta bien entrado el siglo XIX fue el motor económico de la ciudad, pero la creación del nuevo puerto comercial y el auge de las industrias modernas lo relegaron a un segundo plano en ese sentido. Sin embargo, el Vieux Port es ahora el corazón social y cultural de Marsella; turistas y locales disfrutan allí de restaurantes, compras, tours en barco, etc.

Vieux Port de Marsella

En torno al Vieux Port, que tiene un perímetro de unos 2 km, se ubican algunos de los monumentos más notables de la ciudad. En la parte norte (Quai du Port) podéis ver el mencionado Fort Saint-Jean y, al otro lado de la calle, la iglesia St. Laurent (s. XIII). En la zona central se encuentra el Hôtel de Ville (ayuntamiento), un majestuoso edificio de 1673 de influencia genovesa. Al final de la Quai du Port se emplaza la iglesia de Saint Ferréol, con fachada neoclásica.

Hôtel de Ville en el Vieux Port de Marsella

En la parte este del puerto (Quai des Belges) tienen su inicio algunas de las avenidas más importantes de Marsella y es donde suele establecerse el mercado de pescado. En la zona sur, por último, encontraréis el Museo del Jabón de Marsella, la Abadía de San Víctor (s. V, bello ejemplo de arquitectura románica y gótica) y el Fort Saint Nicolas (1660), construido en la misma época que su mellizo en la orilla opuesta.

Abadía de San Víctor - Qué ver en Marsella

Avenida Canebière

Una de esas grandes avenidas de las que hablábamos en el punto anterior es La Canebière. Esta histórica arteria marsellesa, urbanizada a partir de 1671, es una de las principales calles comerciales de la ciudad, con una curiosa mezcla entre negocios locales de larga tradición y marcas internacionales. Al inicio de La Canebière destaca el enorme Palacio de la Bolsa (1870), sede de la Cámara de Comercio. Al sur de La Canebière se extiende el bullicioso barrio de Noailles, muy popular por su mercado y sus tiendecitas.

Avenida Canebière - Sitios imprescindibles en Marsella

Apúntate al free tour del centro de Marsella en castellano para conocer esta parte de la ciudad con un guía experto.

Palais Longchamp

La Canebière finaliza en la elegante iglesia Saint-Vincent de Paul, de estilo neogótico. Desde allí podéis continuar por el Boulevard Longchamp hasta el Palais Longchamp. Finalizado en 1869, este complejo palaciego se construyó para celebrar la llegada de un nuevo canal de agua a la ciudad. Además de albergar varios museos (como el de Historia Natural o el de Bellas Artes), sirve como entrada al bonito parque Longchamp, que incluye varios espacios históricos, como el antiguo jardín zoológico (hoy lleno de esculturas de animales).

Palais Longchamp - Qué ver en Marsella

Castillo de If

Otro de los lugares que hay que ver en Marsella es el Château d’If, popularizado por Alejandro Dumas en su su novela El Conde de Montecristo. En esta fortaleza de 1529, que funcionó como cárcel estatal entre 1580 y 1871, situó Dumas el encierro de su héroe Edmond Dantès. El castillo, que se ubica en la isla del mismo nombre (la más pequeña del archipiélago de Frioul), puede visitarse tomando un barco desde el Vieux Port. Si, como nosotros, llegáis en temporada baja, os tendréis que conformar con verlo en la lejanía desde la Plage des Catalans.

Castillo de If - Lugares que ver en Marsella

Abierto en temporada alta de 10:30 a 18. Entrada general: 6€. Más info sobre horarios y precios aquí.
Reserva tus entradas para el Castillo de If (los tickets de entrada no incluyen la llegada en barco).

Palais du Pharo

El Palais du Pharo fue un regalo de Napoléon III a su esposa, la emperatriz Eugenia de Montijo. Aunque la primera piedra se colocó en 1858, a la muerte del emperador (1873) las obras no habían terminado y la pareja imperial nunca pudo disfrutarlo. Construido en el llamado estilo Segundo Imperio, hoy domina la ciudad desde su pequeño promontorio y alberga un buen número de eventos, congresos, cursos, etc. La mejor excusa para ir hasta allí, sin embargo, son las impresionantes vistas que se obtienen desde sus jardines [primeras 2 fotos del artículo].

Palais du Pharo - Qué ver en Marsella

Notre-Dame de la Garde

Y hablando de vistas impresionantes, terminamos esta selección de los sitios imprescindibles de Marsella con la basílica de Notre-Dame de la Garde. Finalizada en 1864, la «Bonne Mère» vigila la ciudad desde una altura de unos 162 m sobre el nivel del mar. En su actual emplazamiento ya hubo otros templos más pequeños desde el s. XIII, por lo que ha sido un histórico lugar de peregrinaje. Y aunque ya quedan pocos vestigios, también hubo allí un importante puesto de vigilancia.

Notre-Dame de la Garde - Marsella

En el exterior no hay que perderse las murallas del desaparecido bastión y la esbelta torre del campanario (42 m), coronada por la icónica escultura de oro de la Virgen María (la Buena Madre), de 11 m. En el interior sobresalen los lujosos mosaicos, la decoración en mármol policromado, la cripta y el precioso coro. Para llegar hasta Notre-Dame de la Garde podéis tomar el bus nº60 o el tren turístico de Marsella, que parte del Vieux Port.

Otros lugares que ver en Marsella y alrededores

Aquí os listamos algunos atractivos turísticos que se quedaron fuera de nuestra selección, pero que también pueden ser de vuestro interés, tanto dentro de la ciudad como cerca de Marsella. Recordad que la lista anterior está pensada para ver Marsella en un día (a ritmo muy intenso), así que si queréis abarcar más o disfrutar de la ciudad con calma, necesitaréis dos días para visitar Marsella (o incluso tres).

  • Stade Vélodrome: estadio del Olympique de Marsella.
  • Vallon des Auffes: pintoresco puerto recreativo de aspecto tradicional.
  • Cours Julien: barrio hipster de la ciudad.
  • La Cité radieuse: complejo residencial de Le Corbusier.
  • Museo de historia de Marsella.
  • Parque Nacional des Calanques (15 km) – Tours aquí.
  • Aix-en-Provence (35 km).
  • Arlés (90 km).
  • Pueblos de la Provenza (75/100 km aprox.).

Información práctica para visitar Marsella

Dónde está Marsella

  • Marsella, Departamento Bocas del Ródano, región Provenza-Alpes-Costa Azul, Francia
  • Al final del post podéis ver un mapa con las ubicaciones

Cómo llegar a Marsella

  • Avión. Marsella tiene un importante aeropuerto internacional con vuelos directos a Barcelona, Madrid, Sevilla, Valencia, etc. Algunas compañías que operan entre España y Marsella son: Ryanair, Vueling y Volotea. En Skyscanner o Momondo podéis comprobar conexiones, precios de los vuelos, etc.
  • Coche. Marsella está bien conectada por carretera con todo el sur de Francia, el norte de España y el norte de Italia. Para ir en coche desde España tendréis que conducir por la A9 hasta Nîmes y allí conectar con la A54 hasta Salon-de-Provence. A partir de allí continuad por la A7, que os lleva directamente a Marsella. Si necesitáis alquilar coche nosotros os recomendamos que reservéis en RentalCars, un comparador que suele ofrecer las mejores tarifas.
  • Tren. La estación Marseille St Charles está bien conectada con París, Lyon, Valence, etc. Hay una gran oferta de trenes directos desde estas ciudades, pero tendréis que hacer al menos una conexión si, por ejemplo, queréis llegar desde Barcelona (transbordo en Nîmes). En la web de SNCF podéis encontrar rutas, precios, horarios, etc.
  • Bus. La estación de buses de Marsella recibe llegadas desde un gran número de ciudades, incluyendo algunas españolas como Barcelona (directo con Alsan o Flixbus). Otras empresas que operan desde Marsella son Bla Bla Blus y Union Ivkoni.
  • Ferry/cruceros. Otra forma de llegar a Marsella es en ferry o en crucero. Desde Barcelona, por ejemplo, varias navieras viajan en crucero hasta Marsella: Costa, MSC, etc. Curiosamente no hay ferries directos desde España. Casi todos los ferries que llegan a Marsella lo hacen desde Marruecos, Argelia o Túnez.

Dónde dormir en Marsella

  • En esta ocasión no tenemos recomendaciones de primera mano, pero aquí os enlazamos tres alojamientos muy populares: Les Appartements du Vieux Port (bien ubicados, con buena nota y precio razonable), Ibis Budget Marseille Vieux Port (barato y muy céntrico) y Meininger Marseille Centre la Joliette (algo más alejado, pero con buenas puntuaciones y precios bastante económicos).
  • Una opción de alojamiento interesante es Airbnb. Podéis dormir en casas de particulares o alquilar apartamentos privados a buen precio.

Seguro para viajar a Francia

  • Si queréis contratar un seguro de viaje para vuestra ruta por Francia, nosotros os recomendamos que uséis Mondo. Es un comparador español que suele ofrecer los mejores precios y su atención al cliente es de diez. Además, si reserváis con nuestro enlace tendréis un 5% de descuento.

Mapa de Marsella

Ampliar mapa de Marsella
Alquiler de coche en Marsella

Fotos: (1 y 2) Vistas de Marsella desde el Palais du Pharo (3 y 4) Catedral de Marsella (5) Calles de Le Panier (6) La Vieille Charité (7) Mucem visto desde el Palais du Pharo (8) Fort Saint-Jean visto desde el Palais du Pharo (9) Vieux Port desde el muelle sur (10) Ayuntamiento de Marsella (11) Abadía de San Víctor (12) La Canebière (13) Palais Longchamp (14) Castillo de If desde la playa des Catalans (14) Palais du Pharo (15) Notre-Dame de la Garde desde el Vieux Port. Autoría: Lupe/Los apuntes del viajero.

* Afiliados: este post contiene enlaces de afiliado. ¡Gracias por colaborar! -> [+ info]
** Código viajero: viajamos de forma independiente (sin patrocinadores, sin aceptar regalos, sin viajes pagados, sin participar en blogtrips o viajes de prensa).

Suscríbete gratis a nuestro boletín.
¡Únete a más de 4.500 viajeros!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *